Petróleo y colapso financiero

No hay que ser tremendista, pero no ser tremendista no significa que no haya que analizar con mirada crítica lo que sucede en nuestro entorno. Y el hecho es que cuando se mira la realidad económica desde una óptica más amplia, se ven otros factores que a simple vista quedan escondidos.

Tiene esto que ver con la crisis de deuda y la marcha económica de las naciones europeas. A lo que habría que sumar otros elementos, normalmente olvidados, como pueden ser el precio del petróleo o la situación social y política de los países del norte de África. Elementos que presentan un panorama complejo que influyen en la economía de manera determinante pero que, a simple vista, parecen ajenos.

Hay algún autor, como Dimitri Orlov, que presentan un futuro más bien negro. Su blog por un lado, y su libro Reinventing Collapse, por otro hablan de un próximo colapso financiero. Un colapso que Orlov ve próximo en Estados Unidos y Rusia que, según él, afrontan una próxima disminución en la producción de petróleo, así como un creciente déficit en el comercio exterior, un enorme gasto militar y una deuda externa insoportable.

En 2008, Orlov exponía que un colapso consta de cinco fases: colapso financiero, colapso comercial, colapso político, colapso social, colapso cultural. Una secuencia recientemente revisada por él mismo.

En todo esto aparece el problema del petróleo y el denominado peak oil, es decir el momento en que el petróleo alcanzó el máximo de producción en un lugar concreto.

El siguiente gráfico muestra la proyección futura de la producción de petróleo mundial. Gas natural (condensado) se incluye como NGL.

Y este otro muestra cómo la OPEP dominará la producción mundial en los próximos años.

Con este panorama no es previsible que el precio del petróleo baje en los próximos años. Una circunstancia que agravará la situación financiera debido a la enorme dependencia de europeos y americanos del oro negro.

zp8497586rq
Esta entrada fue publicada en Economía y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Petróleo y colapso financiero

  1. K. Nicolau dijo:

    Gracias Eduardo por este interesante blog que sigo con atención. Me gustaría saber si te merecen alguna especial opinión los planteamientos que defiende Rifkin en general y en particular en su último libro «The third industrial revolution».
    Espero también que tu último libro, «Geoeconomía: las claves…» esté pronto en mi librería para poderlo leer.

    • Eduardo Olier Arenas dijo:

      Muchas gracias por tu comentario. sigo a Rifkin desde hace años, sobre todo desde que en 1995 me encontré con su libro The End of Work. Es siempre interesante y rompedor. Sin embargo, en este caso creo que queda mucho para que las energías verdes entren en acción. Seguimos en la economía del petróleo desgraciadamente. Y tenemos muchos otros problemas alrededor producto de la globalización. Lo que analizo en mi libro sobre geoeconomía que creo está ya por la librerías.