El petróleo por debajo de 100$/barril ha llegado a su fin

Viendo el comportamiento de los precios del petróleo en la última década, se puede ya concluir que el petróleo barato, por debajo de los 100$/barril ha llegado a su fin.

Independientemente de los problemas del pico del petróleo que ya tratamos en este blog, este hecho incorpora una incertidumbre muy negativa a la economía mundial, y sobre todo a aquellos países que no disponen de esta fuente energética, veáse Europa y China principalmente, aunque Estados Unidos como gran consumidor que es se verá afectado igualmente.

Por su parte los países productores tampoco deben ver la situación con optimismo. El petróleo es en demasiados lugares muy difícil y costoso de extraer, y en los que no es así necesita de precios suficientemente elevados para que los países productores puedan tener recursos económicos para su desarrollo. Especialmente, para el momento en que esa fuente no sea tan abundante para ellos. En este sentido Arabia Saudita, necesita, por ejemplo, un crudo cercano a los 100$ para mantener su economía y sus reformas crecientes.

En este escenario las complicaciones son para todos: empresas que tienen que buscar nuevas explotaciones para mantener sus negocios de upstream; países, como China y otros, que necesitan el petróleo para asegurar su desarrollo; países productores que necesitan precios elevados para su supervivencia futura; y países desarrollados que no tienen petróleo y que sin él entrarían en la senda del retroceso.

La conclusión es que el petróleo barato se ha terminado. Los precios estarán rondando los 120$/barril, siempre que no se produzca ningún conflicto, ya que de otra manera alcanzarían valores exhorbitantes. Piénsese en el cierre del Estrecho de Ormuz, por ejemplo. Se habla de precios de 150$ o 200$. Esto implicaría un conflicto bélico de importantes dimensiones.

¿Y el mar del Norte? Noruega es un país débil en este sentido. Sin petróleo retrocedería a niveles económicos del pasado. Y aún más no está haciendo las suficientes reformas en este sentido. Además el Brent ya se mueve lejos de los 100$/barril. Y el West Texas (WTI), aunque todavía se mueve en la frontera de los 100$/barril, todas las estimaciones para este año lo llevan por encima incluso en una franja cuya cota superior podría llegar a los 125$.

Esta entrada fue publicada en Economía, Energía y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario